En Noticias

Alejandro Rosales, que comenzó con 12 años como aprendiz de carpintero, impulsó un grupo que hoy factura 182 millones y está presente en un centenar de países.

Alejandro Rosales Expósito, presidente y fundador del grupo Alvic, ha fallecido en Marbella a los 77 años. El empresario, que comenzó a los 12 años como aprendiz de carpintero, fundó en 1965 una pequeña fábrica de mobiliario de cocina, el germen de Alvic, que hoy está presente en casi un centenar de países, tiene 930 trabajadores y factura 182 millones de euros, lo que le convierte en una de las cien empresas andaluzas con un mayor volumen de ingresos.

A los 17 años, Alejandro Rosales emigró a Vic, en la provincia de Barcelona donde comenzó a trabajar en una empresa del sector. Tras 20 años de dedicación a la industria del mueble fundó Madetres como ejemplo de innovación en el mundo de la cocina, fabricando muebles modulares, creando nuevos canales de venta y el concepto de «mueble en kit».

A los 42 años le detectan una enfermedad cardiaca y los médicos le aconsejan que se jubile. En lugar de hacer eso, se trasladó a Alcaudete para fundar Alvic (que surge de la unión de las primeras sílabas de Alcaudete y Vic). La compañía cuenta con plantas en Alcaudete y la Carolina, ambas en Jaén; el municipio de Vic, en Barcelona y Lakeland (EE.UU.). Ese grupo está presente hoy en casi un centenar de países y tiene casi un millar de empleados.

El empresario confesó en un encuentro empresarial que la clave de su éxito había sido «ser una persona muy innovadora, muy decidida y cuando me he caído, me he levantado», a lo que hay que añadir «un poco de inteligencia, ser una persona trabajadora y honrada». A su juicio, «la gente que hace esos puede triunfar en la vida».

El grupo reinvierte el 85% de sus beneficios en tecnologías para desarrollar nuevos productos y servicios. Produce paneles, módulos, piezas y muebles terminados para cocina, baño, oficina y elementos de decoración e interiorismo. Sus clientes son grandes superficies, fabricantes o distribuidores.

Segunda generación

Actualmente uno de sus hijos, Javier Rosales, es el director general de Alvic. Sus otros dos hijos, Carlos y Alejandro, también forman el equipo directivo de la compañía, con lo que la segunda generación está ya a los mandos de un negocio familiar que tiene en marcha inversiones por 70 millones de euros.

A finales de 2019 estará en marcha una nueva planta industrial en Alcaudete, de 20.000 metros cuadrados, en la que ha invertido 14 millones de euros y que le permitirá duplicar su capacidad de producción y suministrar en un plazo de cuatro días desde la recepción del pedido.

FUENTE: ABC

01 de Septiembre de 2019

Empiece a escribir y pulse Intro para buscar